logo_ballya

¡Preste atención a la enfermedad común de las vacas lecheras!

Publicado el  20 de diciembre de 2019, Editado por Eleanor, Categoría  

Las vacas lecheras son las máquinas de producción y objeto de lucro de las explotaciones ganaderas, pero en el manejo real de la alimentación, las vacas sufrirán algunas enfermedades crónicas por la desfavorable supervisión del personal de la explotación ganadera, lo que traerá grandes pérdidas económicas a las explotaciones ganaderas. Por eso, los expertos recuerdan: cría de ganado lechero debe hacer un buen trabajo en la prevención y el tratamiento de enfermedades crónicas.

Enfermedades respiratorias comunes

Las enfermedades respiratorias de los bovinos son generalmente causadas por el medio ambiente, como el exceso de gases nocivos en el establo, que provocan que el tracto respiratorio sea estimulado y dañado e infectado por un virus, o debido al aire seco, un exceso de polvo en el aire que conduce a bovinos. enfermedades respiratorias. Y algunas enfermedades respiratorias del ganado tienen una alta tasa de infecciosidad y mortalidad, por lo que la cría de ganado debe prevenir las enfermedades respiratorias. Las enfermedades respiratorias comunes en el ganado son:

  1. Tuberculosis.
    La enfermedad es una enfermedad infecciosa de consumo crónica causada por Mycobacterium tuberculosis. Sus características patológicas son la formación de granulomas característicos, necrosis caseosa y nódulos calcificados en múltiples tejidos y órganos del ganado enfermo. La enfermedad es un proceso crónico. El ganado presenta emaciación progresiva, tos y disnea, pero su temperatura corporal es generalmente normal.
  2. Pleuroneumonía infecciosa bovina.
    El ganado crónico con esta enfermedad, en su mayoría, pasa de ser agudo. La función digestiva del ganado enfermo está desordenada y delgada. La mayoría de los bovinos enfermos no presentan síntomas evidentes, pero están envenenados durante mucho tiempo. Los bovinos eran sensibles a la palpación y la lesión se localizaba en la zona sonora.

   Prevención y control:

  1. Fortalecer la gestión de la alimentación y monitoreo ambiental, y hacer saneamiento y desinfección con regularidad.
  2. Tuberculosis:
    El callo de isotoxina, la estreptomicina, la kanamicina y la rifampicina se pueden usar para tratar la tuberculosis pulmonar. Ningún significado terapéutico debe eliminarse lo antes posible. No existe una vacuna ideal para la enfermedad. La mejor estrategia de prevención y control es fortalecer la cuarentena y la vigilancia para prevenir la introducción de la enfermedad y la propagación de la epidemia.
  3. Pleuroneumonía infecciosa:
    Se pueden usar tilosina, sulfato de kanamicina y otros medicamentos para tratar la pleuroneumonía infecciosa. Los bovinos diagnosticados deben eliminarse lo antes posible. La enfermedad se previene principalmente. Las granjas de ganado no deben introducir ganado de áreas epidémicas, y el ganado importado debe estar estrictamente en cuarentena. La vacuna atenuada contra la pleuroneumonía infecciosa bovina inoculada una vez al año en bovinos mayores de 6 meses puede prevenir la aparición de la enfermedad.

Enfermedades comunes del sistema digestivo

La enfermedad del tracto digestivo es causada por nutrición alimenticia y métodos de alimentación. Se puede dividir en enfermedades agudas y crónicas. Si el tratamiento no es oportuno, a menudo se convertirá en enfermedades crónicas.

  1. Flacidez gástrica anterior crónica.
    Síntomas del ganado enfermo: pérdida de apetito, reducción o cese de la rumia y eructos, debilitamiento o desaparición de los sonidos peristálticos en el rumen, retículo y estómago valvular, debilitamiento de los sonidos peristálticos intestinales, disminución de la producción de leche y depresión. La mayoría de los casos pasaron a ser crónicos debido a un tratamiento inoportuno. El ganado enfermo estaba progresivamente demacrado, exhausto e incapaz de acostarse. Las principales razones son: una mezcla inadecuada de pienso y forraje, deterioro, falta de minerales y vitaminas, manejo inadecuado, reacción al estrés, ganado que padece enfermedades metabólicas nutricionales y el uso de antibióticos en numerosos trastornos de la flora ruminal también pueden causar la enfermedad.
  2. Gastroenteritis crónica.
    Los principales síntomas del ganado enfermo son diarrea persistente, dolor abdominal, heces delgadas, sangre mucosa y pus, su olor, depresión del espíritu del ganado, pérdida del apetito, interrupción de la rumia, disminución brusca de la producción de leche, deshidratación severa, acidosis, hipotermia, cianosis de la mucosa y eventual agotamiento y muerte. Se debe principalmente a la falta prolongada de ejercicio o al exceso de trabajo de las vacas lecheras, junto con cambios repentinos en la alimentación o el consumo de hierbas tóxicas corruptas, congeladas, contaminadas, no digeribles, que fácilmente conducen a la enfermedad.
  3. Las enfermedades parasitarias.
    Los principales síntomas del ganado bovino fueron enteritis hemorrágica, anemia y trastornos digestivos. La infección por clonorquiasis es generalmente un proceso crónico, que puede causar una disminución en la producción de leche de vaca, una baja tasa de grasa de la leche y un período pico corto de producción de leche, y afectar el crecimiento, desarrollo, fertilidad y rendimiento de parto de las vacas. Los casos graves pueden provocar la muerte. Los principales parásitos que infectan el tracto digestivo de las vacas lecheras son Cryptosporidium, Fasciola hepatica, vajilla anteroposterior y posterior, nematodo del tracto digestivo, Haemonchus contortus, nematodo de la boca esofágica, Ascaris, etc.

  Prevención y control:

  1. El tratamiento preventivo es el método principal para la flacidez gástrica anterior. Para prevenir esta enfermedad, debemos mejorar el manejo de la alimentación, distribuir el alimento de manera racional, refinar la dieta y no alimentar con alimento mohoso o congelado. El tratamiento principal consiste en estimular y mejorar la motilidad del estómago. El tartrato de potasio y antimonio generalmente se administra a través de la sonda gástrica, que puede inyectarse con neostigmina. El uso de agentes microecológicos o de la medicina tradicional china también puede desempeñar un papel en la prevención de enfermedades.
  2. Para la gastroenteritis del ganado, principalmente debemos fortalecer el pastoreo o reducir el trabajo, aumentar la nutrición y hacer un buen trabajo de supervisión de la alimentación.
  3. Es necesario fortalecer el seguimiento y diagnóstico de las enfermedades parasitarias y seleccionar fármacos eficaces, de amplio espectro y fáciles de usar para el tratamiento insecticida de acuerdo con los resultados del seguimiento y diagnóstico. Se pueden usar dos o más medicamentos juntos para mejorar la eficacia, reducir el número de uso de medicamentos y ampliar el alcance del tratamiento insecticida. Para cambiar el mal manejo de la alimentación y los hábitos de pastoreo, las heces deben concentrarse en fermentación para eliminar y controlar los patógenos.

   Algunos enfermedades reproductivas

Las vacas que padecen enfermedades del sistema reproductivo son muy graves para las granjas de ganado, lo que afectará la productividad de las granjas lecheras. Por lo tanto, las vacas lecheras deben evitar que las vacas padezcan enfermedades del sistema reproductivo.

  1. Endometritis crónica. La endometritis crónica en vacas lecheras es causada principalmente por una infección bacteriana durante o después del parto. La endometritis crónica en vacas lecheras se puede dividir en endometritis catarral, purulenta catarral y recesiva.

Los síntomas del ganado enfermo son secreción vaginal de moco turbio, más moco al acostarse o estro, ciclo estral anormal del ganado afectado, acompañado de retraso mental, pérdida de apetito, emaciación gradual, temperatura corporal elevada y otros síntomas. Las vacas lecheras recesivas enfermas no tienen síntomas clínicos obvios. Su ciclo estral es normal, pero a menudo son estériles. Algunas vacas lecheras enfermas no tienen estro, empiema uterino o hidropesía. Durante el examen rectal, el útero del ganado enfermo se agrandó, fluctuó, tocó el útero y no se encontró ningún feto.

  • Brucelosis. Es una enfermedad infecciosa zoonótica crónica causada por Brucella. Brucella infecta principalmente el sistema reproductivo de las vacas lecheras. Los principales síntomas fueron la inflamación del útero, el peritoneo, las articulaciones y los ganglios linfáticos. Los síntomas más significativos fueron el aborto de vacas preñadas o la infertilidad de las vacas. Algunas vacas enfermas tenían secreciones vaginales fétidas.
  • mastitis. El daño mecánico mamario, los métodos de ordeño inadecuados, el retraso en el ordeño, el ambiente sucio y la falta de atención a la higiene de los senos son razones importantes para promover la mastitis en las vacas. La mastitis de las vacas lecheras es causada principalmente por Staphylococcus aureus y Streptococcus, y las vacas alimentadas con alto contenido de proteínas también son propensas a esta enfermedad.

Debido al lento desarrollo de la inflamación en el tejido mamario, los síntomas clínicos de la mastitis crónica no son obvios y las vacas no muestran síntomas sistémicos, pero su producción de leche disminuye, la inflamación reaparece, el acino lactante se destruye en una amplia gama, fibrosis del tejido mamario y, finalmente, atrofia y esclerosis mamarias.

  Medidas de prevención y control:

  1. El tratamiento de rutina de la endometritis de la vaca consiste en utilizar antibióticos para prevenir y curar la infección, eliminar las secreciones purulentas de la cavidad uterina y mejorar la tensión uterina y la capacidad de autolimpieza uterina. El útero puede lavarse primero con líquido medicado y luego limpiarse mediante masaje rectal, luego inyectarse con antibióticos y fármacos contráctiles uterinos. Al mismo tiempo, los electrolitos y otros medicamentos se pueden aplicar de manera adecuada de acuerdo con la incidencia de la enfermedad.
  2. Se supone que los bovinos sanos pueden tratarse sintomáticamente para la brucelosis y los que no tienen importancia terapéutica deben eliminarse a tiempo. Al mismo tiempo, se deben fortalecer la cuarentena y la vigilancia para prevenir la introducción y propagación de enfermedades epidémicas.

Hay muchos problemas a los que se debe prestar atención en el proceso de cría de ganado lechero. Un poco de negligencia causará varias enfermedades de ganado lechero. La aparición de enfermedades de las vacas no solo cuesta los costos de tratamiento, sino que también reduce la producción de leche de las vacas, lo que afecta directamente los beneficios económicos de los agricultores. Además, puede provocar la muerte de vacas enfermas o la infección de enfermedades, lo que provocará la enfermedad o la muerte de animales económicos en toda la explotación. Por lo tanto, los agricultores deben prestar especial atención al mejoramiento científico en el proceso de mejoramiento. No deben apresurarse por el éxito. Deben alimentar a las vacas con piensos o promotores de leche demasiado baratos. También es necesario realizar un examen físico regular de los animales en las granjas. Los casos sospechosos deben aislarse a tiempo y mantener la higiene de las granjas. El personal de las granjas también debe realizar formación profesional, desinfección al entrar y salir de las granjas, y formación profesional en el ordeño, incluida la postura, cantidad y cantidad de ordeño. El trabajo inadecuado puede provocar enfermedades en las vacas, por lo que debemos defendernos activamente de ellas.

Publicaciones Recientes

SEGURIDAD ALIMENTARIAPRUEBA DE MICOTOXINASPRUEBA DE PLAGUICIDASPRUEBA DE MIELPRUEBA DE LECHEPRUEBA DE HUEVOMANIPULADOR DE LIQUIDOS
Orgullosamente diseñado por BALLYA
Linkedin Facebook pinterest Youtube rss Twitter Instagram facebook en blanco rss-blank linkedin en blanco pinterest Youtube Twitter Instagram